Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Mi Franquicia | November 22, 2017

Scroll to top

Top

No Comments

6 Señales para No Invertir en una Franquicia

6 Señales para No Invertir en una Franquicia

Muchas veces nos entusiasmamos tanto con la idea comenzar a trabajar en el sector franquicias que al momento de realizar nuestra inversión decimos “sí” a todo, sin preguntar o investigar a nuestro prospecto de franquicia. Si bien sabemos que es un modelo que casi nunca falla, eso no indica que esté exento de irregularidades. Infórmese sobre todos los aspectos relacionados con su franquicia y si nota que algo anda mal, tal vez esa oportunidad de negocio no sea para usted, dese la vuelta y no cometa un error que podría costarle caro.

A continuación damos a conocer algunas señales a tener en cuenta para dudar seriamente y pensar dos veces si invertir nuestro dinero o no, e inclusive rechazar por completo esa franquicia.

Modelo no perdurable

Actualmente vivimos a un ritmo bastante acelerado y los cambios en nuestro estilo de vida ocurren con rapidez y con esa misma rapidez también se van. Como consumidores podemos entender perfectamente que lo que hoy detestamos tal vez hace unos años lo amábamos, ¿por qué hacemos referencia a esto? pues simple, pasa que compañías franquiciantes que tienen el éxito asegurado hoy tal vez mañana ya se les halla esfumado y es porque no cuentan con un modelo fuerte que sustente su permanencia en el tiempo. Al momento de comenzar su proceso de selección investigue sobre los pronósticos, pida proyecciones del futuro comercial y no se limite a considerar únicamente el corto plazo de la franquicia.

Ganancias insuficientes

Es normal que una de las principales, si es que no la principal preocupación al momento de invertir en una franquicia sea nuestra utilidad monetaria. Si ya hemos decidido elegir una franquicia como método de emprendimiento es porque sabemos que es una marca reconocida que nos generará buenas ganancias y que podremos obtener un retorno de inversión en un tiempo considerable. Si la franquicia que estamos evaluando no cumple con los estándares de rendimiento que esperamos, será mejor apostar por otra clase de negocio.

Problemas con franquiciatarios

Desde que estemos enterados de este punto, algo ya va muy mal. Como hemos recomendado, hablar con los franquiciatarios expandirá su visión de la realidad. Saber la relación existente entre actuales y anteriores franquiciatarios con el franquiciante dice mucho de la empresa, si hay malos entendidos investigue por qué. Es necesario que escuche a las dos partes, tanto al franquiciante como a los franquiciatarios; aquí se dará cuenta de que tan bien o mal está la relación empresarial con la cadena. Si los problemas son recurrentes, ¿qué nos indica que no será igual con nosotros?

Cambios y más cambios

En artículos anteriores hemos recalcado la importancia que tiene la franquicia al ser capaz de adaptarse a la demanda del mercado, pero no debemos confundir esta capacidad de innovación con constantes modificaciones. Esto sólo indica que el modelo aún no ha encontrado su punto fuerte y que todavía se encuentra buscando la manera de vender en el mercado.

Durante el tiempo que tiene la franquicia en funcionamiento investigue con empleados, franquiciatarios y demás personal como se ha desenvuelto durante todo este lapso, si han sido cambios estratégicos o simples alteraciones banales, así como también que tan frecuentemente han ocurrido.

La familia es primero

Al momento de indagar sobre el organigrama de la empresa franquiciante, identifique quienes la componen, si nota que la mayoría de puestos importantes son ocupados por familiares investigue un poco más a fondo y verifique que sean personas preparadas y que no únicamente por ser “parientes de” estén ocupando un puesto. Un verdadero franquiciatario necesita trabajar con personas preparadas con verdaderas habilidades para gestionar.

Problemas legales

Cerciórese de que el historial legal de la franquicia se encuentre limpio, en ocasiones este punto se nos olvida y no tomamos en cuenta todos los enredos que hay detrás. Puede que existan demandas, multas, problemas sin resolver, etc. No queremos comenzar a trabajar con una franquicia cuyo nombre se encuentre en una lista negra en cuanto a asuntos legales.

Si existe alguna de estas señales en su franquicia objetivo no la deje pasar, probablemente más adelante se convierta en un gran problema del cual como inversionista no podrá salir. No deje que su proceso de emprendimiento se convierta en una muy mala experiencia.

Submit a Comment