Noticias

El 23% de Casas de Empeño, Fraudulentas: Condusef

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) alertó sobre lo costoso que puede representar acudir a las casas de empeño con el fin de sortear la llamada “cuesta de enero”, ya que las tasas de interés anual que cobran estas entidades rondan entre 48 y 159 por ciento.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Empresas de Servicios Prendarios, actualmente existen en el país un total de 6 mil 500 sucursales de casas de empeño, de las cuales mil 500 (23%) son irregulares pues engañan a los usuarios con préstamos que resultan fraudulentos.

Para evitar ser víctimas de fraude o caer en un sobreendeudamiento, la Condusef recomendó a los usuarios preguntar antes de empeñar cuál es la tasa de interés anual que se cobrará, ya que el engaño puede derivar en que se dejan llevar por la tasa de interés mensual, que ronda en promedio el 8 por ciento, sin embargo el indicador anual es mayor.

Como referencia, el Costo Anual Total (CAT) de las tarjetas de crédito más caras en 2014 rondaron entre una tasa del 75 al 102 por ciento, esta cifra es menor a la que podrían cobrar las casas de empeño de hasta 159 por ciento.

Otra recomendación que emitió la Condusef fue el de valorar la posibilidad de que el producto que se desea empeñar no pueda ser recuperado, ya que según datos de Prendamex, 1 de cada 8 prendas no logra ser rescatada.

“perdí mis joyas”. Este fue el caso de Vanesa López Cruz, una comerciante de 50 años, quien se vio imposibilitada económicamente para enfrentar un problema familiar y acudió a empeñar unas joyas con valor de 10 mil pesos, y por las cuales sólo le prestaron mil pesos.

“Me quedé sin empleo y necesitaba dinero con urgencia. Me prestaron sólo el 10 por ciento del valor de mis joyas, pero lo tomé. Cada mes tenía que pagar 300 pesos, aunque los intereses me comieron y perdí mis joyas que tenían un alto valor sentimental”, dijo.

Después de su amarga experiencia con las casas de empeño, Vanesa López no acudió de nuevo a esta medida de préstamo, sin embargo aclaró que son de utilidad, siempre y cuando se tenga conciencia en la posibilidad de perder sus pertenencias.

“Es una medida de fácil acceso para un préstamo inmediato, pero se tiene que saber que lo que se empeñe se da prácticamente por perdido”, comentó.

Fuente: http://www.cronica.com.mx

Temas

Anúnciate