Noticias

En Bolivia hay más Franquicias de Comida que del Área Industrial

Las franquicias de alimentos y de indumentaria prevalecen en Bolivia, según un estudio de Franquicias América. Hay más extranjeras que nacionales, es otro dato que da ese trabajo.

En Bolivia, operan más de 250 franquicias. Del total, el 53% está inmersa en el sector de la comida. Mientras que el 31% está sumida en el ámbito de la vestimenta. Un 7% está en el terreno industrial y el resto en otras áreas.

Roberto Pérez, ejecutivo de la firma que realizó el trabajo, afirma que la inclinación hacia la prevalencia de las franquicias de alimentos tiene que ver con una tendencia que se da cuando ocurre el ingreso de ese tipo de negocios a un país. Entonces, se da una constatación: el país vive un boom al respecto.

“Ésta es una regularidad. El boom en cualquier país se da primero en el sector de los alimentos.

Después pasa a indumentaria, después a servicios personales y después a servicios sobre las propiedades de las personas”, afirma.

Actores del ámbito económico y comercial sostienen que este fenómeno está relacionado con el factor del consumo y con la aparición de los grandes centros comerciales que albergan desde supermercados, cines, hasta plaza de comidas.

“Bolivia ya es un mercado que tiene mucho más consumismo que antes y hay más oportunidad de desarrollar franquicias como las internacionales que existen”, afirma Alfredo Troche, vicepresidente de la Cámara Boliviana de Franquicias (CAFRAN).

Óscar Calle, expresidente de la Cámara Nacional de Comercio (CNC), afirma que la tendencia tiene que ver con la estructura misma del mercado y de la economía nacional. “Yo creo que es por la estructura de consumo de nuestro mercado. Estamos a un nivel de consumo donde lo que más pega es la franquicia alimenticia y la franquicia de consumo básico”, sostiene.

El analista económico Alberto Bonadona suma un factor distinto. “Yo creo que con lo que más tiene que ver es con algunas marcas que se ha posesionado en el mercado internacional y que han llegado a dar la imagen de ser las mejores en el mercado”, afirma.

El centro comercial y las franquicias

El estudio referido señala que el centro comercial es el punto ideal de la localización de las franquicias. En ese sentido, se considera que su éxito depende en gran medida, de la capacidad para atraer y retener franquicias exitosas.

Pérez afirma que ese espacio es un lugar donde una familia puede hacer compras múltiples, además de almorzar. “Es un lugar donde todos los servicios están unificados”, comenta.

“Al ser una actividad tan placentera para toda la familia (visitar un mall), evidentemente se dan cuenta de que las personas gastan más. De hecho gastan más de lo que tenían planificado y de lo que gastarían sólo visitando un supermecado”, asegura.

Más internacionales

El 85% de las franquicias que funcionan en el país son de origen extranjero y el 15% son nacionales. Calle afirma que un empresario crea una franquicia cuando tiene un considerable nivel de producción e interés de trasnacionalizar su marca. “Los privados en Bolivia todavía no hemos desarrollado el volumen necesario como para franquiciar marcas y eso es lo que ocurre. Ojalá. Tenemos muchos productos que ya están generando un interesante consumo de mercado, que sería interesante verlos franquiciados”.

Para Troche, quien es además gerente general de Bolivian Foods, más allá de que sea local e internacional, lo importante es hacer “buena empresa”. “Es decir, construir un buen negocio que esté muy enfocado en la calidad en el servicio al cliente, que proporcione un servicio adecuado; y eso va a ser que se desarrolle una marca local o se consolide una marca internacional”, asevera.

Fuente: http://www.paginasiete.bo

Temas

Anúnciate