Franquicia

Consigue Tu Franquicia Ideal en Sencillos Pasos

Para tener certeza, debemos estar conscientes del monto con el que contamos antes de convertirnos en franquiciatarios, pero lo más importante es tener claro el giro en el que nos gustaría desempeñarnos o analizar la experiencia con que contamos.

 

Oportunidades

Otro aspecto a tomar en cuenta para que la franquicia que iniciemos sea la ideal, es evaluar las oportunidades que como inversionista, dueño o socio me ofrece la marca a la que planeo dedicarme. Una vez que te encuentres casi seguro de que este tipo de franquicia es el indicado para ti, debes comprobarlo y aproximarte a la mejor.

 

Acércate y pregunta

La comunicación es un aspecto vital dentro de una organización, por lo que deberán poder contestar todas tus dudas sin ningún problema. En caso contrario, deberías replantearte el querer ser franquiciatario, ya que el problema de comunicación no solo puede perdurar, sino que podría complicarse.

 

Conoce a los franquiciatarios

Rodéate de franquiciatarios para conocer cuál ha sido su experiencia con la empresa, el servicio, las operaciones, entre otras muchos aspectos. Puedes aprovechar para preguntarles por costos y tiempos, y así tener una idea más clara.

 

Establece tu relación con el franquiciante

Antes de empezar a planear tus pendientes, te ayudará saber con cuánto y cuál es el apoyo que cuentas para capacitar a tus empleados e incluso montar tu local. Muchas veces, el franquiciante ofrece apoyo para la asistencia técnica o el mantenimiento, e incluso puede brindarte precios preferenciales al adquirir insumos.

 

Lee: Feria Internacional de Franquicias 2018 será en marzo

 

Sea cual sea tu elección, algo que no debes olvidar si quieres invertir en una franquicia es revisar los aspectos legales. Es muy importante que conozcas el contrato y las condiciones de uso de la marca. Si una empresa te asegura estar franquiciada pero no posee este documento, es razón suficiente para retirarte.

 

Recuerda que una franquicia exitosa y próspera no se construye de la noche a la mañana y mucho menos se vuelve realmente productiva hasta que hayas cubierto la inversión que hiciste; por lo tanto, elige lo mejor que puedas y ten mucho cuidado en cada uno de los pasos. Si tu franquiciatario no te asesora, entonces no estás recibiendo un servicio adecuado y de calidad.

 

Si algo debe haber es confianza, si no la tienes, no te arriesgues a perder tu dinero.

#MiFranquiciaExitosa #PiensaEnGrande

Temas

Anúnciate